Blogger templates

lunes, febrero 06, 2012

:: Street Photography ::

05 Febrero 2012 (15)

Pues bien, que me he retrasado con algunas crónicas de mi viaje por Oaxaca del año pasado, lo sé; y más ahora que he vuelto de un viaje de cuatro días del que también hay fotos e historias magníficas para compartir. Pero llegará el día en que cuente todo, a detalles vagos quizás, con el remordimiento de haber olvidado algunos puntos importantes que quizá no regresen nunca al tintero. Pero por el momento, para dar lugar a eventos más recientes, voy contarte lo que he visto en la tarde de ayer...

05 Febrero 2012 (01)

No importaba tanto el desvelo, ni las afecciones del cambio de clima, ni el dolor de cuerpo que a veces un viaje te regala por disfrutar de su aprendizaje; porque yo estaba ahí. En el Parque bicentenario esperando a que Sam llegara luego de haber acordado espontáneamente lo que él ha venido nombrando como “Street Photography”; sentado, observando el aleatorio movimiento de las palomas y procurando inmiscuirme en su ambiente con tal de conseguir una toma, mantuve atención. Cuando llegó el calor de la tarde nos hizo merecer una bebida fría que no precisamente concordaba con sus nombres. Señores, hemos descubierto que el té frío blanco y el negro no hacen honor a su nombre, pues ambos son de un ámbar simplemente más oscuro y claro, respectivamente.

05 Febrero 2012 (02)

Cuando salimos, intentamos hacer algunas modificaciones en el hábito de la fotografía, ahí fue que probamos algunas ideas para involucrar los congelados en el aire dando sensación de levitación. Fue algo doloroso, pues la altura del salto involucrado había sido directamente proporcional a la fuerza sobre los pies. No nos fue tan mal para haber incursionado novedosamente en estos intentos, supongo que ya será cosa de práctica para pulirlo adecuadamente.

05 Febrero 2012 (03)

El paso nos abrió camino hacia las calles de la ciudad en un domingo despejado, pero que guardaba sorpresas en el corazón del parque central. Pasos tranquilos, enfoques en la calle y una búsqueda constante de lo especial nos guiaban a una selección inesperada de eventos; o por lo menos eso pensé cuando, en efecto, un par de jóvenes demostraba su talento en el manejo del balón mientras muchos veíamos alrededor.

05 Febrero 2012 (04)

05 Febrero 2012 (06)

Nos sentamos en le suelo, así, sin miramientos. Buscando no estorbar la vista de los demás e intentando tener una buena visión de lo que acontecía. Y entonces nos topamos con una pareja mayor del Distrito Federal; la mujer nos tendió una plática amena sobre su esposo, quien andaba a unos pasos de nosotros portando su fenomenal Nikkormat; y entonces quedamos sorprendidos de ver a alguien así, creo que nos inspiró. Tal vez, sólo tal vez, si viéramos a nuestra ciudad con ojos de alguien a quien le es nueva, podríamos apreciar sus elementos de la misma forma en que apreciamos a esos lugares ajenos a nuestra cotidiana vida.

05 Febrero 2012 (07)

Y entonces platicamos de algunos temas relacionados, y cuando se hubieron ido, Sam y yo avanzamos dentro del parque, en medio de rostros variopintos que mostraban la diversidad cultural de la que desde hace mucho la ciudad es testigo y hogar. Y el foco se nos prendió, y pese a la dificultad (y por supuesto, emoción de conseguirlos) que representaba, nos dimos a la tarea de hacer unos “robados”. No, no es que seamos delincuentes ni tampoco intentamos robar el alma a las personas. Más bien, buscamos la naturalidad en los rostros y expresiones como una forma de experimentar nuestra habilidad de capturar el instante; y pese a que no es fácil hacerlo (supuestamente sin el conocimiento y consentimiento del protagonista) nos arriesgamos a intentarlo.

05 Febrero 2012 (08)

05 Febrero 2012 (09)

05 Febrero 2012 (10)

Buscando simular naturalidad al respecto, e intentando ocultar un poco de culpa, veíamos a la gente pasar y pasar entre ellas mismas y nosotros. Algunas tomas fueron sin éxito, otras más interrumpidas por el mismo movimiento de las masas, y algunas, pocas, descubiertas y borradas del intento al alejarse la gente.

05 Febrero 2012 (11)

05 Febrero 2012 (13)

05 Febrero 2012 (14)

La gente, el conjunto de personas; las personas, esos andantes cuya carga invisible es la historia que esconden y que llevan a cuestas de por vida cada que avanzan con el tiempo. ¿Qué dictaban sus labios cuando conversaban entre sí? ¿Qué veían en dos espías que buscaban hacer una foto? ¿Qué pasaba por sus mentes al sentirse invadidos? Quizá eso no lo revele una fotografía, quizás…

05 Febrero 2012 (16)

05 Febrero 2012 (17)

Pero, nunca falta la ocasión de conocer personas, no, nunca. Y cada cierto tiempo te topas con seres humanos que también comparten sus pasiones y enriquecen tu alma. Como aquel que lee el periódico, o como aquella señora que anteriormente nos hizo conversación después de expresar asombro por la tecnología que se ha consumado en nuestras cámaras haciendo hincapié en “la reliquia” de cámara de su esposo; sin sospechar siquiera que algo así nos despertaría fascinación por la maravilla que esto representa al ser un artículo consagrado. O ese hombre, proveniente del D.F. también y que con amabilidad nos regaló un trato y una charla que terminó en el intercambio de atenciones que al final se tradujo en una pulsera de hematina (o acerina) y en la foto de testimonio.

05 Febrero 2012 (19)

Pero, jamás algo se detiene; seguimos caminando, ahora por calles empinadas en donde la vida inicia muy temprano y acaba muy noche; en donde peatones y vehículos conviven en una estresante armonía que empuja al segundo plano a los aromas y a los colores que nunca se van de ahí. Y al rodear la zona, al regresar por una semejante inclinación paralela a la cual bajamos, nos encontramos de nuevo con ese parque, aún con vida, aún con siluetas humanas dibujando estelas de presencia en medio del ruido y la penumbra de la noche que tímidamente se daba a conocer.

05 Febrero 2012 (20)

Allá a lo lejos, por la pérgola, casi a la altura del hombre que dibujaba elipses de fuego, se hallaba “Big Boy” David (en inglés por favor, que así lo ha pedido) junto con un amigo suyo intercambiando pasos de Break-Dance. Con cierto aprecio accedió a que tomáramos todas las fotos que gustáramos mientras hacían sus pasos de baile, incluso nos contó sobre su experiencia de aproximadamente un año (golpes y caídas incluidas, por supuesto) y camaradas que también gustan de este estilo pero que ahora, por azares del destino, se han marchado de la ciudad en busca de nuevas aventuras.

05 Febrero 2012 (21)

Quizá ese espíritu es el que hace que todo permanezca en movimiento, que todo fluya y se expanda en este universo, y que acapare inconcientemente rincones inimaginables al ritmo de la vida y de su ciclo. ¿Qué es eso que escuchamos mi querido Sam? ¿Acaso son tambores?...

05 Febrero 2012 (28)

Y es que casi en frente del palacio municipal íbamos viendo hacia dónde dirigirnos, cuando percibimos que del centro de un tumulto de gente reunida cerca del kiosco salían ritmos acelerados y a lo lejos auditivamente cantos con éstos. Se trataba ni más ni menos que de un espectáculo callejero poco común hasta donde mi experiencia me ha mostrado: La música Garífuna.

05 Febrero 2012 (22)

La palabra "Garífuna", que significa "la gente que come yuca", desciende probablemente del "Calipona". Los Españoles llamaron a esta gente "Caribes", que significa caníbales, y es el origen del término "Caribeño". La cultura Garífuna (Belice, Guatemala, Honduras y Nicaragua) es muy fuerte, con gran énfasis en la música, el baile y la historia. Tienen su propia religión, el Dugú; que consiste en una mezcla de Catolicismo, creencias africanas e indígenas.

05 Febrero 2012 (25)

La música Garífuna es muy rítmica y contagiosa, que invita a bailar, un baile erótico y con mucho movimiento de caderas. Se ha difundido recientemente por grupos musicales principalmente hondureños, entre ellos los más famosos, Kazabe, Garifuna Kids, Banda Blanca, Silver Star y los Roland; en especial la canción “Sopa de Caracol”, de Kazabe ha popularizado esta música a nivel internacional.

05 Febrero 2012 (29)

Estas personas vistas en esta tarde fotográfica, vienen de Honduras, y contagiaban al público con esos golpes a los tambores, esos cantos tan arraigados y con esa energía de baile de punta, ganándose nuestra admiración, haciendo de vez en cuando evidente la euforia colectiva que provocaban en nuestras expresiones. El público también participaba, y la fiesta proclamaba alegría y un ambiente nuevo, pocas veces apreciado en los días más normales de esta ciudad.

05 Febrero 2012 (30)

Y entonces, a consecuencia de mi regreso reciente y la usanza inmediata en esta salida sorpresiva, la batería de la cámara se terminó… Y de repente ya no podía ni tomar ni visualizar las fotografías, estaba desarmado completamente; pero supongo entonces que lo poco que he logrado fotografiar es suficiente para honrar a esos personajes tan exquisitos que rondan las calles de mi ciudad…

05 Febrero 2012 (18)

¿O quizás no?

Con gusto, te comparto la galería:

2 comentarios:

rashteco dijo...

orale! que buena perspectiva de nuestra ciudad (y), seguramente hay muchisimas personas interesantes esperando a ser descubiertas por tu lente, saludos!

Eduardo Robles Pacheco dijo...

rashteco:

Sí, incluso aquella que vemos con normalidad tiende a sorprendernos si le damos la oportunidad :D! Ahhh... Las personas, Siempre tienen algo qué contar, incluso con sus expresiones carentes de un lenguaje verbal...


Gracias por tu comentario XD!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...